Las empresas que exportan de manera habitual aumentan su facturación en un 40%.

El número de exportadores regulares creció un 4,1% el año pasado.

Cruzar la frontera para hacer negocio es más que rentable para las empresas españolas, que llegan a facturar hasta un 40% más que antes de internacionalizarse.

Miguel Ángel Martín, presidente de Acocex (Asociación Española de Comercio Exterior), destaca que “desde que empezó la crisis, las empresas internacionalizadas son las que más han vendido”.

Prueba de ello son las más de 47.000 empresas españolas que el pasado 2015 exportaron de forma regular. Un 4% más que durante el ejercicio de 2014, según se extrae del Informe de Comercio Exterior elaborado a la finalización del año 2015 por el Ministerio de Economía y Competitividad.EXPORTAR ORES

La cifra se hace redonda si tenemos en cuenta el incremento del 4,7% en el volumen que exportaron, hasta los 233.692 millones de euros, y que encadenaron 6 años consecutivos de crecimiento.

Una tendencia al alza que se prolongará este año si se tienen en cuenta los resultados del primer trimestre. Hasta el mes de marzo se han registrado aumentos del 4% en el número de exportadoras regulares y del 1,5% en el total de ventas realizadas por estas compañías en mercados exteriores.

“Empezamos primero por Europa y de ahí dimos el salto hacia Latinoamérica y posteriormente Asia”, afirma Carlos David Cuñado, presidente de Grupo Cuñado, que en la actualidad, el 83% de su facturación es gracias a las exportaciones.

Vender es el primer paso para internacionalizarse. Además de ser un seguro de vida, la internacionalización es una fuente de generación de empleo. En el caso del Grupo Cuñado, la compañía ha pasado de 203 empleados fijos en los años noventa a más de 600 empleados. “Tienes clientes fieles si tienes empleados fieles”, son las palabras de una empresa modelo en la cual, muchas empresas que no tienen claro aventurarse al mercado internacional, pueden fijarse.

rotulo-ores