En sólo 7 años de actividad, la firma especializada en eficiencia energética, mantenimiento de instalaciones industriales y los montajes electromecánicos ha alcanzado un crecimiento exponencial y cuenta con clientes en varios países.

Ingemont ha demostrado que se puede crecer exponencialmente en tiempos adversos.

En 2010, el primer ejercicio de nuestra gestión, registramos una cifra de negocio de 2,7 millones de euros y en 2015 ya hemos superado los 14 millones». Las previsiones son mantener un ritmo de expansión elevado y alcanzar este año los 20 millones de euros. «Hace cinco años éramos 50 trabajadores y hoy ya somos 300», indica su consejero delegado José Manuel Soria.
La clave de su crecimiento está en la innovación de procesos. Un ejemplo de ello es el método que ha impulsado junto a REE para el mantenimiento de subestaciones eléctricas, con el que han sustituido la limpieza con agua por un tratamiento en seco (a base de partículas orgánicas e inorgánicas) que aumenta la seguridad y la fiabilidad.

Ingemont está culminando su implantación nacional (recientemente abrió su delegación en Madrid) y desde hace tres años está presente en Chile. «En 2013 obtuvimos de Transelec, la principal empresa transmisora del país andino, un contrato de tres años para el mantenimiento de equipos críticos en la operación de subestaciones en tres regiones de Chile, y también contamos con clientes como Metro de Santiago», remarca su consejero delegado, que señala que la empresa «ha sido distinguida por la oficina comercial de la embajada de España como una de las compañías más capaces de Chile por su modelo de implantación exterior».

Lea la noticia completa en este enlace